Enfermedades de los perros

Enfermedades de los perros

Los caninos son las mascotas preferidos por toda la familia y de primera elección en todo el mundo, por eso si eres un amante perruno o estas pensando en darle la bienvenida a una bola de pelos y nariz fría a tu hogar, te traemos esta información acerca de las enfermedades de los perros, para que estés atento ante cualquier cambio en tu cachorro y brindarle una vida plena y saludable.

Son muchas las enfermedades de los perros, por esa razón describimos algunas de las más frecuentes que suelen presentarse en la clínica veterinaria.

La reseña, anamnesis y exploración son relevantes para que el clínico veterinario pueda abordar en profundidad el historial clínico del perro y determinar el diagnóstico adecuado, así como su correspondiente tratamiento.

Enfermedades de los perros de tipo bacterianas

Ehrlichosis canina

La ehrlichiosis o ehrlichia es una enfermedad de tipo bacteriana intracelular de la familia Rickettsiaceae ocasionada por la picadura de una garrapata, siempre y cuando la garrapata haya estado en contacto con un perro infectado. Esta a través de su picadura y mediante la saliva, introduce al interior del individuo ciertas sustancias químicas tóxicas que debilitan el sistema inmunitario del canino. Pueden verse afectados por 2 tipos de ehrlichia:

  • Ehrlichia Platys: Este tipo de ehrlichia causa destrucción de las plaquetas y da origen a la trombocitopenia.
  • Ehrlichia Canis: afecta principalmente a los glóbulos blancos del animal, ya que es una bacteria de tipo intracelular.

La ehrlichosis tiene un periodo de incubación de 7 a 21 días y puede presentar una fase aguda entre 3 y 6 semanas, en las que se expresan los siguientes síntomas: anorexia, petequias (pequeños derrames vasculares cutáneos) y epistaxis (hemorragia por las fosas nasales). No todos los animales expresan síntomas durante meses, incluso años, hasta que cualquier factor de estrés u otra enfermedad revelen los síntomas de la misma.

Infecciones por Salmonella, Campylobacter o Escherichia coli

Son bacterias que causan infecciones gastrointestinales, su contagio es a través de comida contaminada o excrementos de otros cánidos afectados, causan diarreas, vómitos, malestar y fiebre.

Leptospirosis

La leptospirosis es una enfermedad que afecta a hígado y riñones, es zoonosis por lo que puede transmitirse a humanos. Su prevención consiste en el suministro de vacunas específicas para esta enfermedad de los perros. Es causada, entre otras, por bacterias como Leptospira canicola. El perro presenta poca actividad, fiebre, enrojecimiento de membranas, tanto mucosas como conjuntivas.

Enfermedades virales

Parvovirus

Esta enfermedad es causada por un virus de la familia Parvoviridae. Es altamente mortal en cachorros de 1 mes hasta 1 año de edad. El virus causa modificación a través de las microvellosidades intestinales, lo que origina diarreas con un olor característico, heces sanguinolentas, apatías, fiebre, vómito, palidez de las mucosas, anorexia y deshidratación. También suele afectar el sistema circulatorio, ya que ocasiona una disminución de los glóbulos rojos, lo que puede conllevar a un mal funcionamiento del corazón en cachorros y en fetos aún no nacidos. Debemos estar muy atentos a estos síntomas en los cachorros, ya que el virus sin tratamiento actúa rápidamente. Esta enfermedad de los perros es fatal y los cánidos afectados pueden morir de deshidratación y septicemia.

Por tratarse de un virus no hay un tratamiento especifico y suele aplicarse un tratamiento de soporte. Para prevenir el parvovirus es necesario seguir un buen plan de vacunación especificado por el veterinario, con el fin de proteger el sistema inmunológico del perro.

Distemper canino (moquillo)

Es causada por un virus integrado a nivel taxonómico en la familia Paramyxoviridae, es altamente contagiosa. Suele afectar al sistema respiratorio, digestivo y nervioso, también se pueden observar afecciones a nivel cutáneo. Los animales jóvenes suelen ser los más susceptibles, pero no escapa la posibilidad de que cualquier canino adulto pueda verse afectado. Es transmitida por el aire o al tener contacto con los fluidos de un animal infectado. La sintomatología va a depender del sistema que ataque el virus, pero puedes presentar signos generales como: fiebre, deshidratación, anorexia y pérdida del apetito. Al momento de atacar un sistema especifico los síntomas serian:

  • Respiratorio: Tos, dificultad para respirar, descargas nasales abundantes.
  • Digestivo: Vomito, diarrea y deshidratación.
  • Nervioso: Tics, convulsiones, apoplejía y ataxia.
  • Cutáneos: Hiperqueratosis (Endurecimiento de las almohadillas plantarías).

La enfermedad por moquillo es altamente delicada y, por ser causada por un virus, el tratamiento va dirigido a atacar las infecciones secundarias, por lo general, se utilizan combinaciones de antibióticos, complejos vitamínicos y fluidoterapia. Se suele mantener en cuarentena al animal afectado de otros, ya que el virus puede sobrevivir en el ambiente externo. El tratamiento y el diagnostico debe ser proporcionado por un medico veterinario dado la gravedad de la misma. Un alto porcentaje de los pacientes que sobreviven a esta enfermedad de los perros quedan con algún tipo de afección nerviosa.

Enfermedades de la piel

Las enfermedades de los perros relacionados con la piel son muy variadas, obedecen a lesiones producidas por bacterias, hongos, parásitos, alergias, incluso existen como consecuencia de lesiones nodulares y desórdenes hormonales, como es el caso de la dermatosis endocrina.

Describimos algunas, pues son demasiadas y el artículos se quedaría muy extenso.

Dermatitis piotraumática

Suele ser una de las afecciones cutáneas más comunes. Es también conocida como mancha caliente o dermatitis húmeda. Aparece muy repentinamente. El perro suele rascarse mucho determinadas zonas del cuerpo, destacando la perdida de pelaje en esa área con lesión de color rojo muy brillante, observándose igualmente formación de costra. Esto se produce por el constante lamido del perro en la herida, la cual crea un ambiente húmedo favorable para la proliferación de microorganismos. Lo fundamental para evitar este tipo de lesión cutánea, es mantener a nuestra mascota libre de parásitos externos como ácaros y pulgas. El tratamiento es generalmente sencillo, consiste en controlar los lamidos del animal en la lesión y aplicar una antibioterapia especificada por el veterinario.

Dermatitis atópica

Este tipo de dermatitis suele ser provocada por alérgenos que se encuentren presente en el ambiente o en algún químico empleado en nuestro hogar, también puede ser originada por cambios en la dieta del animal. Se debe considerar que al principio de la enfermedad los signos clínicos suelen ser muy leves, generalmente se pueden observar cambios en la piel como enrojecimiento, prurito, caspa. El animal se rasca y muerde constantemente, aunque si es por alergia puede presentar estornudos.

En general, para saber qué tipo de dermatitis está afectando a nuestra mascota debemos acudir a un veterinario, nos indicará el diagnostico y prescribirá el tratamiento mas conveniente frente al tipo de afección.

Micosis

Enfermedades de los perros causadas por hongos y que también produce lesiones cutáneas, se trata con antifúngicos. La dermatomicosis, en muchos casos, es contagiosa al hombre, los hongos que más se presentan en el perro son los del género Microsponum y Tricophyton. Por ejemplo Microsponum canis causante de la tiña, candidiasis (inflamación de la piel por organismos del género Candida, una levadura), Malassezia, también consecuencia de la levadura Malassezia pachydermatis, que se asocia con la otitis externa y otras enfermedades de la piel.

Algunos hongos pueden producir afecciones graves como la criptococosis, que afecta al cerebro, y blastomicosis que produce neumonía y bronquitis.

Problemas gastrointestinales y en general del sistema digestivo

Después de los problemas de piel, las afecciones del sistema digestivo son las más comunes diariamente en enfermedades de los perros.

Dispepsia o gastritis

No es nada más que la inflamación de la mucosa gástrica (células que recubren el estomago), esta mucosa juega un papel muy importante, ya que protege las paredes del estomago del ácido clorhídrico, el cual es extremadamente ácido y puede causar ruptura de las paredes. La sintomatología de esta afección es muy variable, cada animal puede expresarlo de manera diferente pero los síntomas generales son: pérdida de apetito, babeo, letargo, diarrea, palidez de las mucosas, deshidratación, anorexia y sangre en las heces (no tan frecuente). Si se sospecha que nuestro perro esta padeciendo una gastritis, se suele retirar el alimento por 48 horas y aplicar un tratamiento veterinario adecuado para evitar que esta enfermedad avance y se produzcan ulceras gástricas.

Colitis

La colitis es una enfermedad que produce inflamación de la mucosa del intestino grueso y el colon. Esta inflamación en la mayoría de los casos produce diarreas, dolores abdominales y gases; es muy característica, ya que las heces suelen venir acompañada por moco y restos de sangre. Si no se atiende debidamente puede llegar a ser una enfermedad crónica, ocasionando muchas molestias al perro como: anorexia, letargo y defecación constante y dolorosa.

Es importante estar alerta en cuanto a la alimentación del perro, principalmente para evitar que ingiera objetos extraños, los cuales pueden ocasionar una obstrucción y conllevar igualmente a una colitis, que en casos graves, si no se trata a nivel veterinario puede acabar con la vida del animal.

Enterocolitis

Se trata de una inflamación del intestino delgado y, a su vez, del colon. Es una de las enfermedades más comunes en los animales domésticos. La infección puede ser causada por un sin número de bacterias y virus como:

  • Bacterias: E. Coli, Salmonella y Shigella.
  • Virus: Parvovirus, Coronavirus y Rotavirus.

Los síntomas de estas enfermedades de los perros son fácilmente reconocibles: aumento de la defecación, heces más liquidas, fiebre, calambres musculares, vómito, deshidratación, diarreas verdes y, en casos graves, presencia de sangre color rojo brillante. La enterocolitis es una enfermedad de los perros que requiere una atención adecuada por parte de los dueños y control del medico veterinario. El tratamiento para esta afección suele iniciarse con medidas encaminadas a la disminución del cuadro diarreico y mantener un buen balance electrolítico que contrarreste la deshidratación.

Otras enfermedades de los perros relacionadas con el sistema digestivo son las relativas a la cavidad oral como separación de sínfisis mandibular, épulis, úlceras orales, enfermedad periodontal, caries o coexistencia. Igualmente están presente enfermedades hepáticas (hepatitis, ascitis, etc) y del páncreas (pancreatitis).

Patologías cardíacas

Afecciones del músculo cardíaco (miocardias), cardiopatías, bien vascular o congénitas, filaria o gusano del corazón (causada por el parásito Dirofiliaria immitis). Entre los síntomas destacan la disnea, tos, síncope, disminución de actividad, letargia y pérdida de peso. Se ha evolucionado desde el punto de vista veterinario y es considerada una especialidad, los métodos de diagnósticos son la electrocardiografía y ecocardiografía.

Enfermedades respiratorias

Las patologías respiratorias son muy variadas en cuanto a enfermedades de los perros, la edad y raza ayudan a determinar muchas de estas afecciones. Entre los signos clínicos frecuentes destacan la tos, disneas, descargas nasales, estornudos, regurgitación, entre otros. Si son persistentes es imprescindible acudir a un veterinario.

En algunas ocasiones constituyen casos clínicos de urgencia dado la asfixia que se produce en el animal, como ocurre en supuestos de obstrucción de la tráquea consecuencia de algún objeto extraño.

Las alergias pueden desencadenar insuficiencias respiratorias. En otros casos, son debidas a infecciones de la propia laringe, tráquea o bronquios, bien por bacterias o virus. Algunas enfermedades infecciosas de este tipo son: la tos de las perreras (traqueobronquitis infecciosa canina), presenta inflamación en vías respiratorias superiores, causa tos y secreciones nasales o de los ojos. Neumonía o el moquillo canino.

Otras también relevantes son el paladar hendido o fístula oronasal en perros ancianos, en ambos casos se suele recurrir a la cirugía para solucionar el problema. Faringitis, elongación del velo del paladar, pólipos y tumores igualmente causan enfermedades de los perros de tipo respiratorio.

Parásitos

Parásitos internos, nos referimos a los gusanos, tanto nematodos como cestodos, también están los protozoos, como la Guiardia o la infección por coccidiosis, sin olvidar la leishmaniosis.

Igualmente existe un gran número de parásitos externos, causados por insectos y arácnidos como las pulgas, garrapatas, piojos, etc. La terapia preventiva a través de un veterinario soluciona muchas de las afecciones que pueden causar enfermedades de los perros producidas por parásitos.

Muchas infecciones de la piel son ocasionadas igualmente por parásitos como los ácaros productores de la sarna, o dermatitis alérgicas a causa de picaduras por pulgas.

Problemas de la vista

Una vez que se adviertan síntomas como lagrimeo, secreciones, dolor en el ojo del perro es importante acudir a la clínica veterinaria. Las patologías relacionadas con afecciones oculares son variadas, desde lesiones, cuerpos extraños, glaucomas, inflamación de membrana mucosa, queratitis, cataratas a alteraciones de tipo anatómico como es el caso de entropión o ectropión. Las conjuntivitis pueden ser producidas por hongos, bacterias y procesos víricos.

Enfermedades de los perros de tipo auditivo

Consecuencia de objetos extraños, parásitos tales como ácaros (Otodectes cyanotis), otitis externa causada por bacterias, hongos o levaduras. También la otitis media e interna es causa de patologías frecuentes en clínica veterinaria. La sordera puede producirse mediante factores congénitos o en perros geriátricos.

Patologías relacionadas con el sistema urinario

Enfermedades de los perros de tipo renal y urinarias: insuficiencia renal, en estos casos hay una pérdida en el funcionamiento de los riñones. Pielonefritis, consiste en la inflamación de la pelvis y el perénquima. Infecciones relacionadas con el tracto urinario y las enfermedades asociadas a la próstata (prostatitis). Obstrucción uretral (cáculos), infecciones bacterianas también pueden producir inflamación en vejiga y uretra.

Aparato reproductor

Son numerosas las enfermedades de los perros relacionadas con el aparato reproductor,  además requieren especial atención veterinaria, por ejemplo, vaginitis, piometras en perras, retención de placentas o fetos, metritis, mastitis, hipocalcemia, partos distócicos, etc. En machos se presentan de manera menos frecuente, suelen asociarse a problemas de próstata, infecciones en el prepucio, criptorquidia, entre otros.

Sistema hormonal

Las enfermedades en perros también puede causar afecciones que afectan a glándulas endocrinas, destacan la diabetes mellitus o su opuesta, es decir la hipoglucemia. Otras patologías son la agromegalia, hipotiroidismo, alteraciones de glándulas suprarrenales como el síndrome de Cushing o el síndrome de Addison.

Enfermedades de los perros relacionados con el sistema nervioso

Entre las enfermedades de los perros que afectan al sistema nervioso destacan la epilepsia, hidrocefalia, meningitis (inflamación de las meninges), encefalitis (inflamación del encéfalo), lesiones cerebrales consecuencia de accidentes incluso de envenenamientos. Como instrumentos de diagnósticos destacan: análisis de LCR (líquido cefalorraquídeo), meilografía, TAC Y resonancia magnética.

Pacientes ortopédicos

En perros ortopédicos las fracturas o traumatismos son habituales, en muchos casos requieren cirugía. La displasia y osteocondritis canina son consideradas enfermedades hereditarias.

Oncología

En la actualidad se ha incrementado la calidad de vida de los perros, son más longevas y también, la edad, las hace más propensas a contraer cáncer. En enfermedades de los perros, los tumores de piel son más frecuente si se comparan con otras mascotas, al igual que ocurre con los tumores de huesos o neoplasias en cavidad oral. Los avances en oncología desde el punto de vista veterinario hace que muchos se puedan detectar precozmente y poder luchar frente a este mal, dado que en la mayoría de los casos no existen medidas preventivas.