Reproducción perros: celo, apareamiento, monta y pubertad

Perro doméstico, reproducción

Si hemos decidido criar con nuestro cándio es importante tener presente algunos conceptos en reproducción de perros, nos ayudarán en esta ardua tarea no exenta de complicaciones en muchas ocasiones.

La pubertad en el perro

La pubertad en los perros varía considerablemente en función de la raza, peso del animal, estado ambiental, nutrición, edad …. Por lo general las hembras son púber entre los 6 y 9 meses, los machos, por el contrario, esta etapa de su vida se inicia alrededor del año de vida. Aunque no es recomendable criar con los animales hasta que no alcance un mínimo de año y medio de edad.

El celo en la perra atraviesa una serie de etapas que seguidamente pasamos a estudiar; aunque en los varones, por el contrario, su actividad sexual es constante, condicionada principalmente por estar en contacto con hembras en celo.

Fases del ciclo estral en las perras

PROESTRO: Es el inicio del ciclo estral, los machos se sienten atraídos por las hembras, aunque ellas no están receptivas y en consecuencia rechazan la monta. Experimentan un aumento de la vulva y sangran regularmente.

Su duración oscila entre 7 a 10 días.

ESTRO: Es la etapa del apareamiento, la futura perra se muestra receptiva y si en condiciones normales se produce la monta: la perra estaría en condiciones de engendrar. Es el momento de la ovulación. En esta etapa el fluido vaginal disminuye considerablemente. El estro tiene una duración aproximada de una semana, aunque en algunas ocasiones puede alargarse hasta 15 días.

DIESTRO: Es el periodo caracterizado por una falta de interés de la perra hacia el macho; la hembra está gestante y si añadimos el tiempo de lactancia de los cachorros, concluirá esta fase en torno a los 120 días.

ANESTRO: Es el tiempo de reposo sexual, su ciclo reproductivo ha finalizado y, en consecuencia, es necesario esperar al siguiente celo para que la perra inicie nuevamente su ciclo estral. Como en el caso anterior, existe una falta de interés de la perra hacia el macho.

En la época de celo de nuestro can es importante anotar su fecha de inicio, así podremos saber cuando se reanudará el siguiente celo; lo normal es cada seis meses, aunque existen excepciones en función de la raza o edad del animal.

Comportamiento de los perros en celo: la monta

Durante la etapa del celo la hembra está más nerviosa y agitada, defeca más de lo habitual. Sabremos que está receptiva al adoptar una conducta no agresiva hacia el macho, el sangrado vaginal disminuye, además, inclina la cola hacia un lado para permitir que se produzca el apareamiento. El perro se siente atraído por las feromonas que desprende la hembra; se incrementa su libido, está agitado, es el momento en que se sube encima de la perra para eyacular.

Tras la penetración se produce el bloqueo genital, es decir, los progenitores quedan unidos mirando en sentido opuesto por tiempo que oscila entre 10 o 15 minutos. Este fenómenos se produce por la contracción de la vagina a la vez que se dilata el pene del perro. Es conveniente no molestar a los animales en bloqueo genital, ya que sin darnos cuenta podemos lastimarlos con el consiguiente perjuicio que ello puede ocasionar.

Celo en los perros, la pubertad y el tiempo idóneo para la reproducción
5 (100%) 2 votes